Y ahora, ¿qué van a decir?

DSC01313 Daniel Hourcade y los suyos cerraron más de una boca que arrancaron a hablar desde que asumió el coach tucumano

CARDIFF.- ¿Qué van a decir todos aquellos que criticaron a Daniel Hourcade cuando se hacía cargo de Los Pumas? ¿Y los que criticaban que Agustín Creevy sea el capitán? Seguramente serán los mismos que pedían a Patricio Albacete y tuvieron duras palabras para el entrenador tucumano cuando lo dejó afuera de su equipo. Hoy, los resultados y el juego, le dan la razón al “Huevo”.

La matemática es fácil, con 222 los Pumas se convirtieron en el segundo equipo más goleador del torneo, por detrás de Nueva Zelanda. Para esta instancia, en 2011, apenas había hecho 100 puntos, cuando quedó eliminado, justamente, contra los de negro. Esos 122 puntos de diferencia se deben a los 5 años de trabajo que tienen al tucumano al frente. Se adaptó una idea de juego, se la pulió en los Pampas y Jaguares y hoy en día se ven los resultados.

Todos los que lo criticaron hoy están desesperados por conseguir un pasaje para Londres, donde se disputarán las semifinales. Pero aún no se ganó nada, tan sólo se escribió una página más en la historia del rugby argentino. Y éste plantel ya viene escribiendo varias, como contra Australia en 2014 o Sudáfrica en 2015. Ahora será tiempo de intentar meterse por primera vez entre los dos mejores. Pero para ello habrá que trabajar toda la semana.

Marco G. Lamoglia