La palabra del capitán

En una entrevista a Scrum, Gabriel Ascárate dio sus sensaciones al ser capitán en los distintos equipos que jugó y la nueva experiencia en Olimpia Lions por la Superliga Americana de Rugby.

Gabriel Ascárate es el flamante capitán del equipo. El tucumano de 32 años asume el compromiso y lo resume desde el mediodía de Asunción del Paraguay: “Para mí es un placer. Me encanta, siempre me gustó ser el capitán de los equipos. Lo fui en mi club y también en el seleccionado de Tucumán”.

– ¿Cómo se lleva el grupo que tiene varios jugadores extranjeros de Namibia, Sudáfrica y Fiji?
– El grupo está muy bien, apostamos a que sea lo más fuerte de este equipo. La unión y el compartir cosas. Por lo menos de esta manera vivo yo este deporte. Hacemos actividades en grupo, vivimos todos cerca y nos juntamos, hacemos comidas y no solo nos vemos para entrenar, sino que también compartimos otro tipo de actividades. Tanto los argentinos, como paraguayos u otros extranjeros nos unimos y la pasamos bien. A partir de armar un gran grupo podemos hacer buenas cosas en la cancha.

– Te nombraron capitán del equipo que es una responsabilidad extra, ¿cómo la asumís?
– Me gusta bastante, dedicarle tiempo y armar buenos grupos y estar predispuesto para lo que necesite el plantel. Fue una alegría enorme que me nombren. Tenemos jugadores que hablan distintos idiomas y me interesa poder comunicarme en las dos lenguas. Estar a disposición de todos los chicos. Me parecía súper interesante este proyecto y siendo capitán la responsabilidad es más grande y más linda.

– Les toca la primera fecha con Ceibos. ¿Cómo ves el fixture del equipo?
– Daba igual lo que toque. Vamos a jugar con Ceibos que para mí es el equipo más fuerte de la Liga. Eso nos sirve para ver cómo estamos y cómo hacer para estar al nivel de ellos. Es un torneo ida y vuelta. Tenemos tres amistosos antes del debut. Es un torneo que tiene revancha, semifinal y final. Es decir, que tenemos tiempo para llegar al final del torneo siendo el equipo que queremos ser.

– Ceibos es candidato… ¿y Olimpia?
– Para mí el candidato es Ceibos porque tiene tremendos jugadores. Maneja un sistema de chicos que estaban en un seleccionado. Les va a costar menos armar un equipo. Nosotros, además de los argentinos, tenemos diez jugadores de Paraguay, jugadores de afuera que hablan otro idioma y juegan distinto. Tenemos un buen equipo en cuanto a las individualidades, habría que explotar eso para poder hacer un buen equipo.

– Van a jugar los viernes, un día distinto, ¿qué te parece la idea?
– Lo veo positivo porque el objetivo de este certamen es que la gente acompañe y, si el mejor día y horario es un viernes, bienvenido. Nosotros acá trabajamos de esto y no nos cambia nada el día y horario de juego.

– ¿Pensabas que después de Jaguares ibas a tener la chance de volver a jugar al rugby profesionalmente?
– Sinceramente, mi idea cuando me volví a Tucumán era no volver a jugar rugby profesional. Sentía que había estado muchos años en el sistema y estaba cansado física y mentalmente. En Tucumán, quería ayudar para que mi club esté en un buen momento. En cuanto a lo laboral, armé una empresa con mi socio y estaba contento. No tenía una excusa para seguir jugando rugby profesionalmente. El punto era ese. Mi objetivo era volver a disfrutar y dar todo lo que me quedaba en Natación. Salió esta oportunidad cortita, de sólo cinco meses, y me gustó. Lo tomé por el lado de armar un grupo y darle una mano a Paraguay, y con la compañía de mi socio, que me bancó, pude tomar la decisión.

Fuente: Scrum.com

Relacionados