Exitosa cena Subasta por José «Chuchú» Basile

Luego del gran momento vivido en Tucumán Lawn Tennis Club vino la cena subasta. En el Hotel Catalinas Park se disfruto de la segunda parte de esta jornada solidaria donde en concepto de subasta se sumaron aproximadamente unos $82.000. La fiesta era abierta para todo el público y los presentes colaboraron mucho en el éxito de la misma.

1913491_1617947365121387_8542744756761536923_o

Durante la velada se vivieron hechos que merecen ser destacados. El primero fue que la persona que adquirió los botines de Felipe Contepomi en $3500 los cedió nuevamente a la subasta y el golfista Andrés «Pigu» Romero los recompró en $4000. Este no fue el único gesto de solidaridad dentro de la fiesta solidaria. Una de las mesas presentes poblada por amigos del club Natación y Gimnasia compraron la casaca puma de Ignacio Fernández Lobbe por $2500 y repitieron el gesto anterior poniéndola nuevamente en subasta. La misma fue comprada nuevamente en $3000, el ganador quien pugnó nuevamente con los muchachos blancos, se las terminó obsequiando. .

Los Pumas Classics subastaron todas sus camisetas, algunas de las mismas llegando a costar $1300. El «Pigu» Romero compró en $1000 un juego de pelotas donadas por él mismo para terminar regalándoselas a los Pumas Classics, quien a su vez devolvieron el gesto con la ofrenda de una camiseta del «Ninja» Todeschinni. Todo fue solidaridad, camaradería y buena onda.

11696360_1617947008454756_1054003631741472447_o

El brazo artista tucumano también se hizo presente, el dúo Los Juan, compuesto por Fernando de La Orden y Miguel Marengo compartió varias canciones con los presentes. El humorista Gustavo Parrado también animó la noche con imitaciones y chistes varios dentro de lo que es «GPS» (Gustavo Parrado Show).

11717361_1617944295121694_5675467041920548685_o

 

 

 

 

 

 

 

Aplausos para el martillero Diego Palacio quien fue fundamental al momento de sacarle dinero a los presentes y a Patricio Guzmán quien se vistió encargado de prensa, locutor y anfitrión de los eventos. También para los Naranjas Classics quienes además de poner el «lomo» para jugar a la tarde lo hicieron también para brindar el tercer tiempo a Los Pumas Classics y servir al resto de los comensales.