Emotivo mensaje de Daniel Hourcade

Daniel Hourcade en su mejor momento deportivo.

«Este es el mejor momento de mi vida deportiva», dice Huevo, head coach de Los Pampas XV que está a horas de disputar la final de la Vodacom Cup.

El tucumano habla desde el corazón en una nota que le hicieron en el sitio Córdoba XV.

“Es dificil explicar lo que siento en estos momentos, todo es positivo y la alegría me invade obviamente, este presente no lo esperaba nadie, sabíamos que haciendo bien las cosas teníamos muchas posibilidades de clasificar y hasta de meternos en semis, pero llegar a la final, ganando todos los partidos y, sobre todo, jugando de esta manera, no lo hubiese pensado ni el más optimista, a este presente, solo lo soñábamos”.

“Creo que esto no es casualidad, esto es el producto de un proyecto, Pampas es el producto del PLAR, un proyecto que por primera vez parte de la Unión Argentina de Rugby (UAR). Está claro que los dirigentes acertaron el camino elegido porque es el correcto. Ahora habrá que afinar detalles, mejorar lo que no esté del todo bien, en fin, sumarle lo que falte y pulir detalles que siempre habrá, pero el camino elegido es el correcto, sin lugar a dudas”.

“En lo estrictamente deportivo debo decir que el apoyo que recibimos de los dirigentes de la UAR ha sido clave. Ellos creyeron en todo lo que dijimos y se esforzaron por autorizar y conseguir lo que pedimos. El año pasado teníamos 50 pladares y muy poca competencia para ese número de jugadores, luego de la Vodacom 2010, del Sudamericano y la Nations Cup, les pedimos a la SRAR que redujeran el número de pladares ya que tener 50 jugadores nos obligaba a utilizar a todos los jugadores y en consecuencia, en cada torneo que ibamos era como empezar de nuevo porque se rotaban muchos jugadores, había que utilizarlos a todos los que estaban en el sistema. Se redujo el número a 34 y con esos jugadores empezamos a preparar esta Vodacom. Hicimos 3 concentraciones nacionales dentro del país (Corrientes, Mar del Plata y Mendoza), jugamos la Americas y fuimos a Rusia donde jugamos 2 amistosos, siempre usando esos 34 jugadores, fueron un total de 8 partidos, con esto se le dió “identidad” al equipo, eran prácticamente siempre los mismos, así se empezó a trabajar de otra manera, ya no había que empezar de nuevo, cada vez que nos juntabamos era repasar lo general y trabajar sobre detalles”.

“Ese mismo grupo hizo un trabajo de pre temporada muy bueno, la parte física es clave en todo esto y la manera en que trabajaron los staff de los pladares fue excelente. Llegamos al 10 de Enero (fecha en que empezamos la preparación final para venir aquí) ya trabajando con rugby, hicimos 16 entrenamientos de rugby y jugamos 2 amistosos. Llegamos al primer partido muy bien preparados y con un equipo armado, a diferencia del 2010 donde el 10 de Enero de ese año empezamos con lo físico y llegamos a Sudáfrica con 3 entrenamientos de rugby y 1 solo partido amistoso. Además con un grupo de muy buenos jugadores, pero sin tener un equipo armado, el equipo del año pasado se fue formando con el transcurrir de los partidos. Aprendimos de la experiencia del 2010 y corregimos errores cometidos, también sabíamos a donde veníamos y con que nos íbamos a encontrar, eso el año pasado no estaba, por eso pienso que supimos aprovechar muy bien la experiencia del 2010 y nos sirvió de mucho”.

“El equipo comenzó a jugar muy bien pero nos faltaba adaptarnos al ritmo de juego y a las largas secuencias de juego que tienen estos partidos, eso se fue consiguiendo con el pasar de los partidos, al principio defendíamos mucho, recuperábamos la pelota y por el ahogo no se nos caía una idea, la pateábamos y se la devolvíamos y se nos venían de nuevo. Aprendimos a que eso no era bueno y empezamos a no desprendernos rápidamente de la pelota, empezamos a jugar aún en nuestro campo para poder tener posesión y así manejar nosotros el ritmo, poco a poco esa idea fue creciendo y haciéndose más ambiciosa, hoy estamos adaptados a este ritmo y a jugar secuencias largas y no nos ahogamos, ganamos en confianza y se juega de todos lados en todo momento, con una propuesta ambiciosa con muchas variantes con mucha dinámica y circulación de pelota y jugadores permanente y también con una defensa muy agresiva. La excelente preparación fisica (esas famosas diferencias fisicas que sufríamos ya no existen) y la calidad de estos jugadores hizo esto posible, se intenta jugar como lo hacen en el primer nivel, aún este no siéndolo, pero es un paso previo y claramente lo ultrapasaron”.

“Todo esto significa mucho para el rugby argentino, los objetivos propuestos se cumplen, la idea absoluta para con estos jugadores era hacerlos crecer, darles roce internacional, mejorarlos y prepararlos para que, en caso de ser convocados a Los Pumas, estén a la altura de las circunstancias. Este es un equipo en desarrollo, se trabaja con el mismo sistema de juego que intentan Los Pumas. Santiago “Tati” Phelan es el Head Coach y es quien baja líneas sobre el juego, los entrenamientos y la metodología de estos, son los mismos que tienen Los Pumas. Estos jugadores cuando sean convocados no tienen que aprender nada nuevo, solo adaptarse a un nivel más elevado, hoy pasaron la prueba, ahora hay que ver si están preparados para lo que viene y si no lo están, habrá que seguir preparándolos porque crecer, crecieron y mucho”.

“Por todo esto considero que se dio un paso gigante hacia adelante, hoy la base de jugadores elegibles para Pumas se amplió y eso es bueno, hay más opciones y jugadores mejor preparados para afrontar los grandes desafíos que se vienen, sin dudas que esto es el mayor triunfo que se consiguió en esta participación en esta Vodacom 2011″.

“Ser parte de este proyecto, en lo personal, es tocar el cielo con las manos, soy un fanático apasionado de este deporte y estoy viviendo un sueño, es un placer y orgullo gigante entrenar a este equipo, sinceramente me siento muy privilegiado. Tengo una relación extraordinaria con “Tati” y su staff. Ellos me dieron mi lugar, me respetan y eso es grandioso, no tengo más que palabras de agradecimiento, el apoyo de todos es constante, aprendí y aprendo mucho de ellos, son excelente entrenadores y mejores personas, me siento muy cómodo en esto que me toca. Claro que no son los únicos autores de todo esto, los managers de los pladares con Rodolfo Ambrossio a la cabeza de ellos y todos los que trabajan día a día en los pladares, son la parte “que no se ve” de esto y son tan importantes como cualquiera de nosotros. Al igual que el aporte que hacen el “Aspirina” Pérez y “Josi” Orengo, también entrenadores de este grupo”.

“No tengo dudas que esto no termina el viernes, esto recién comienza y todo este presente que nos hace vivir Pampas, solo reafirma que por ahí va la cosa, esperemos que sigamos avanzando y logremos lo que buscamos, que no se nos vayan más jugadores afuera, tengamos más y mejor competencia internacional así no tener que seguir sufriendo las desventajas que hoy sufren Los Pumas, en definitiva uno apunta a eso”.

“Hoy Los Pumas viven una realidad que está lejos de ser la ideal, mucho se critica porque no se ven resultados y no se ve plasmada en cancha una idea de juego, pero eso se consigue estando más tiempo juntos, solo con 6 partidos por año es imposible, juntarse 10 días antes para jugar 3 partidos y luego volver a juntarse 10 antes para jugar otros 3 partidos habiendo pasado en el medio 6 meses, suena hasta ridículo. A esto agregale el nivel de los rivales, que nada tienen que ver con el que se tiene aquí, así es imposible, esta idea de juego es la misma que la de Pumas, implementarla con lo que se tiene, es casi imposible, pero esa es nuestra realidad y se trabaja para mejorar esa realidad. Pampas son un ejemplo de eso, salvando las diferencias que existen, este equipo está consiguiendo lo que se propone, si analisas el juego de Pampas de los 1ros partidos, vas a notar una gran diferencia con el que hoy están intentando, eso es producto de estar juntos, de trabajar detalles, en este nivel los detalles, muchas veces, pasan desapercibidos, en el 1er. nivel, esos detalles son determinantes”.

“Ya me explayé mucho, pero es imposible decir todo lo que tengo adentro en una líneas, solo voy a agregar que este es el mejor momento de mi vida deportiva, y no solo porque llegamos a una final, sino por estar al frente de un grupo extraordinario de jugadores y con un staff de lujo, que hacen que solo disfrute el día a día”.

Para el último deje algo muy importante lo cual considero la clave para este presente de Pampas, me refiero al extraordinario, tremendo grupo que se formó. Hace 3 meses que estamos afuera, se extraña y mucho, claro que los triunfos ayudan, pero esos triunfos, además de lo que hablamos de la preparación física y de la calidad de los jugadores, es a causa del grupo, son muy unidos, solidarios y con hechos, no con palabras, se las ingenian para divertirse y pasarla bien siempre, estamos en una ciudad muy pequeña donde no hay demasiadas cosas por hacer, sin este grupo hubiese sido imposible, son un ejemplo dentro y fuera de la cancha. El rugby argentino puede estar tranquilo, los tan preciados y mencionados valores están intactos, estos jugadores nos representan de manera brillante”.

Abrazo, Daniel Hourcade