El try de la vida y la amistad

Facundo Vallejo padece cuadriplejia pero eso no impidió que juegue unos instantes a la par de su amigo Santiago en un partido de la M11 entre Universitario y Cardenales.

Un sábado cualquiera de fecha de infantiles. Jugaban la M11 de UniversitarioCardenales. Los padres al costado de la línea de cal alentaban como siempre a sus hijos.

En un momento del último partido del día, irrumpe en la escena una silla de ruedas y los chicos, naturalmente, acompañan a Facundo Vallejo a cruzar la cancha y lograr el try de su vida.

Los aplausos estallan, las risas de los chicos contagian disfrutando el momento y las lágrimas, inevitables, ruedan por las mejillas de quienes fueron testigos de un instante único.

“Estoy con estos chicos desde el año pasado. Santiago llegó primero y luego lo presentó a Facundo como su hermano. Después supimos que no lo era pero eso es lo de menos. Creo que el sentimiento que tiene hacia él lo describe en su presentación”, cuenta Lionel Alvarez quien entrena la divisiónla M11 de Universitario junto a Javier Araujo, Sebastián Cisint, Fernando Albornoz (manager), Jesús Granados y Dito D’urso.

Facundo tiene 24 años y es un amigo del barrio de Santiago con el que pasa muchas horas de su vida. Según palabras textuales, pasan “todo el día juntos” nos dice Lionel.

“Para nosotros fue algo que se dio naturalmente. No es la primera vez que sucede ni será la última porque el rugby tiene estos valores de inclusión y, sobre todo, el de la amistad. Sucedió mientras dábamos la charla previa al partido donde recalcamos el valor de que podamos jugar gracias a nuestros contrincantes, que puedan divertirse compartiendo la pelota, haciendo lo que les gusta y ahí es cuando Facundo, por primera vez en todo este tiempo que acompaña a Santiago, preguntó “yo voy a poder jugar un ratito hoy?” y Javier (Araujo), lo miró y le dijo que sí. Desde ese momento hasta que entró, fue intenso y se notaba las ganas de Facundo de ingresar. Esto fue hablado previamente con la gente de Cardenales que estuvieron de acuerdo y los chicos de Nales, unos genios, hicieron oposición como si fuera un maul hasta que se abrieron para que Facundo llegue al try”, relató Lionel.

“No es casualidad que esté Facundo con Santiago. Tiene una gran sensibilidad que quizá otro de su edad no. Por ejemplo en un viaje, se me presenta con un sánguche y una gaseosa preguntando por un compañerito. Luego le pregunté por qué lo buscaba y me dijo que quería compartir con ese compañero porque le había confesado que no tenía plata. Santiago tiene estas actitudes entre otras tantas, que lo hacen especial. Tiene otra lectura de la situación”, señala el entrenador.

“No buscamos para nada ninguna repercusión sólo queríamos que Santiago pueda disfrutar con ‘su hermano’ un momento dentro de la cancha. Pero después en el final, cuando damos la hurra, sucedió que todos se acercaron a abrazarlo a Facundo y ver la felicidad de Santiago, los padres y su emoción… La verdad, nos llegó a todos”, finalizó Lionel que también tiene su hijo jugando en esa división.

Respeto. Disciplina. Compañerismo. Amistad. Somos iguales. No es tan difícil entenderlo.

Relacionados