Benja Macome está para volver

Hu_130607_Deportes_Rugby_Los_Pumas_Inglaterra_Benjamin_Macome Los últimos meses de Benjamín Macome, en suelo europeo, representan a la perfección el orgullo y esfuerzo que expone un jugador de primer nivel para superarse día a día, sin importar el obstáculo que se le ponga enfrente. En este caso, las lesiones musculares le plantaron batalla al tucumano, que nunca aflojó, redobló la apuesta y ya está listo para volver a jugar en Bayonne.

 Cuando el tercera línea se recuperó de un desgarro -isquiotibial- que lo marginó, tanto de la ventana internacional de noviembre con Los Pumas como de gran parte del Top 14 francés, nunca pensó que la historia se podía repetir de forma casi inmediata, pero en su otra pierna. “Intentaba pescar una pelota y con un golpe sentí que me tiró. Ya conocía de qué se trataba, fue muy duro el momento”, recordó el forward, en diálogo con Scrum, sobre su última lesión en el duelo ante Lyon.


Ahora, ya recuperado y listo para dar una mano en el equipo francés que lucha por la permanencia, explicó: “Había vuelto a jugar después de una buena rehabilitación en la pierna derecha y a los cuatro partidos del regreso me desgarré la izquierda. Nunca me imaginé que podía pasar. Se me plantearon muchas preguntas, pero hablando con médicos y kinesiólogos decidimos que vaya a un centro de rehabilitación”.

– El club decidió enviarte a un centro especial (CERS)…
– Sí. A 30 kilómetros de la ciudad hay un centro de recuperación muy reconocido en Francia, así que no podía dejar pasar la oportunidad de ir. Fueron tres semanas muy intensas y productivas. Sentí un gran avance sobre la lesión, pero ya estoy en el club enfocado en el rugby.

– ¿Con qué te encontraste?
– Van todo tipo de atletas, muchos jugadores de rugby, de fútbol y otros deportes. La verdad es que el ambiente es muy agradable y tanto los kinesiólogos, médicos y preparadores físicos son de primer nivel. Ni hablar de la infraestructura y la organización.

– Tu entrenador -Pato Noriega- comentó que estás muy fuerte de piernas. Más allá de la lesión, ¿te sirvió a nivel general la recuperación? 
-Sí, hice un trabajo de fortalecimiento muy bueno, sobre todo para balancear un poco ciertas descompensaciones que tenía. Me siento muy bien.

– Por suerte las lesiones se dieron en esta parte del año, ¿vas a llegar en plenitud a los compromisos con Los Pumas? 
– Sin dudas voy a llegar en plenitud. Como te dije, hice una muy buena recuperación y ya estoy para jugar. Sólo me falta sumar minutos y ponerme rápidamente en ritmo de competencia, pero tengo tiempo.

– ¿Se te cruza por la cabeza que estos problemas musculares afecten tu temporada en la parte más importante? 
– Trato de no pensar mucho en la lesión, y ni se me cruza por la cabeza que me vaya a pasar de nuevo. La mejor forma de recuperarse es pensando en positivo y yendo paso a paso.

– Además, la tercera línea está en boca de todos, hay muy buen nivel, ¿surgió más competencia de la que había en el seleccionado? 
– Siempre fue un puesto con competencia en Los Pumas y en la mayoría de los equipos. Hace bien tenerla, lo tomo como algo positivo, y que es para bien del equipo. Esto te lleva a ser más exigente con uno mismo y a levantar el nivel. Todos los puestos están muy parejos y es muy bueno teniendo en cuenta que se viene el Mundial, donde se va a necesitar un plantel grande.

– La frutilla es la Copa del Mundo y después llega el Super Rugby, ¿qué sentís al ver firmar a tus compañeros con la UAR? ¿Te gustaría ser parte? 
– Es muy linda la oportunidad de jugar el Super Rugby con un equipo argentino. Está bueno ver cómo se va armando el equipo con jugadores que ya conozco desde hace mucho tiempo y también con los más chicos. Será una experiencia espectacular para todos. En mi caso no tengo nada definido y hasta que no vuelva a jugar no creo que vaya a decidir. Seguramente este mes será clave.

Fuente: espn.com.ar

GMR